Desde niño no deja de golpearse, tiene síndrome de Tourette.

0
217
Brihan Leyva Rodríguez Síndrome de Tourette
Brihan Leyva Rodríguez Síndrome de Tourette

Ayúdanos a combatir la discriminación mediante la información.

Brihan Leyva Rodríguez parece ser un chico sin problemas o como los de cualquier otro a los 16 años, pero tiene el síndrome de Tourette.

Este padecimiento hace que las personas realicen movimientos y sonidos involuntarios, hay diferentes grados o niveles, algunos por ejemplo pueden tener parpadeo constante o movimientos del cuello o las manos, pero otros como Brihan llegan al extremo de golpearse, decir groserías o tratar de destruir todo alrededor.

La mayoría de los seres humanos tenemos diferentes pensamientos, pero quienes padecen síndrome de Tourette no pueden controlarlos y entonces lo que piensan o sienten lo hacen.

A Brihan y su familia esta situación los ha hecho sufrir, porque son de condición humilde y en Tijuana, la ciudad donde viven, no han encontrado un especialista que los ayude.

En la escuela secundaria donde estudiaba ya no lo dejaron inscribirse, difícilmente pueden usar el transporte público porque ante cualquier burla Brihan se torna violento, incluso sus vecinos les han pedido que se vayan del fraccionamiento.

No se sabe exactamente la causa que lo detona pero se cree que es una combinación de factores hereditarios y circunstanciales. No tiene cura y puede durar años o toda la vida.

Hacer ejercicio, escuchar música, meditación o encontrar actividades que lo mantengan ocupado lo calman pero difícilmente puede controlarse sin medicamentos. Sus papás han intentado llevarlo con doctores y psicólogos pero ninguno lo ha ayudado.

La Fundación Tourette Tijuana conformada por personas con el síndrome y sus familiares, son quienes han podido auxiliar a Brihan compartiéndole algunas experiencias y alentándolo.

La mamá de Brihan trabaja en una fábrica para vivir con lo indispensable, su papá (por la fortaleza física) es quien lo acompaña la mayor parte del día, él anhela llevar una vida “normal”, sin burlas, sin ser discriminado, con terapias, amigos, cariño y empatía.

Dar a conocer sus casos, difundir la información es un paso importante para contrarrestar la discriminación, pero si quieres y puedes ayudar directamente a Brihan y su familia su cuenta es de Banco Azteca 4027 6657 3789 8941. Y la de la Fundación Tourette Tijuana es de Banco Inbursa a nombre de Catalina Caballero 4004 4309 0015 9341.

Para consultar su historia en video dale click en el siguiente enlace:

https://www.facebook.com/1520610478183053/videos/755161828582555